Skip to content
SmartLabel Abrir en Nueva ventana

Cálculo del envío e impuestos al finalizar la compra

Preguntas Frecuentes

El sudor es natural y nos ocurre a todos. Es una mezcla de sal, agua, proteínas y grasas producido en más de 3 millones de glándulas sudoríparas en todo el cuerpo. El sudor (también llamado transpiración) es la forma natural en que tu cuerpo controla y reduce tu temperatura. De hecho, sudas aproximadamente un litro todos los días, pero la mayoría se evapora, así que no te das cuenta. El sudor puede aumentar a hasta 10 litros por día si hace mucho calor o haces demasiado ejercicio. A sudar en exceso y de manera constante se le conoce clínicamente como hiperhidrosis. Si constantemente tienes palmas sudorosas, pies sudorosos o axilas sudorosas, descubrirás que un antitranspirante de eficacia clínica te brinda un nivel más eficaz de protección, para que te puedas mover más sin preocuparte del sudor en exceso.

Sudas para enfriarte. La transpiración baja la temperatura de tu cuerpo mientras se evapora: es la manera natural en que tu cuerpo mantiene la temperatura óptima. Sin embargo, otros factores como enfermedades, hormonas, medio ambiente, ejercicio, adrenalina y estrés también pueden causar que sudes, en ocasiones abundantemente, o pueden desencadenar sudores nocturnos severos. 

El sudor proviene de cualquiera de dos tipos de glándulas sudoríparas en la piel: las apocrinas, que se encuentran generalmente en la zona axilar, y las ecrinas, que se encuentran sobre toda la superficie de la piel. El sudor es controlado por el sistema nervioso autónomo del cuerpo. Es parte de nuestro sistema nervioso bajo control involuntario o "inconsciente". Las glándulas apocrinas se activan desde la pubertad y generalmente se encuentran en las axilas. Producen sudor cuando sentimos estrés, dolor o cuando hacemos ejercicio. El sudor de las glándulas apocrinas es el responsable de la producción de sudor con mal olor. Las glándulas ecrinas son más abundantes, ya que se encuentran en toda la piel, y comienzan a funcionar poco después del nacimiento, liberando una solución salina diluida compuesta de un 99% de agua. Las glándulas ecrinas son las responsables de la sensación húmeda del sudor. El sudor producido por las glándulas ecrinas es clave para mantener el cuerpo fresco por termorregulación.

Sorprendentemente, el sudor no huele. De hecho, es completamente inodoro. Llamamos al olor relacionado con el sudor "olor corporal", (u olor fuerte al sudor) y es causado por las bacterias que viven en tu piel. 

Tu cuerpo tiene millones de bacterias inocuas que se desarrollan en los entornos húmedos y ricos en nutrientes, tales como tus axilas, que producen derivados con un olor muy característico. El sudor maloliente no daña tu salud, pero puede ser algo penoso. Para ayudar a prevenir el olor corporal al sudar, asegura que tus axilas estén limpias y secas, y usa un antitranspirante de manera regular para que te sientas (y huelas) fresco.

La hiperhidrosis también es conocida como "sudoración excesiva". Si te sudan las manos y los pies constantemente, tienes las palmas sudadas, sudores nocturnos severos y batallas con sudor excesivo todos los días, es posible que sufras de hiperhidrosis. Solo un porcentaje bajo de gente que suda en exceso también tiene este problema médico. El sudor en exceso ocurre cuando sudas, aún sin los desencadenantes de calor, estrés o ejercicio. Todos sudamos. Pero no todos sudamos de la misma manera. Esto generalmente se debe a las glándulas sudoríparas hiperactivas y a las hormonas. Para vivir sin el estrés de pegajosidad y manchas de sudor, elije un antitranspirante de eficacia clínica.

Sudar es saludable y normal, pero puede ser penoso y también incómodo. A pesar de que no puedes dejar de sudar por completo, sí puedes usar estos consejos útiles para tomar el control de tu sudor y olor corporal: 

  • Elije un antitranspirante eficaz que ayuda a protegerte del sudor y el olor corporal por hasta 48 horas. Asegúrate de aplicarlo en tus axilas todos los días.
  • Aplica tu desodorante o antitranspirante a la piel completamente seca.
  • Aplica tu desodorante o antitranspirante a la piel limpia y seca por la noche para ayudar a protegerte del efecto de los sudores nocturnos.
  • Evita la ropa ajustada para que tu piel y tus poros puedan recibir oxígeno. La ventilación entre las capas de ropa ligeras y sueltas te ayudará a mantenerte fresco, tanto de día como en la noche.
  • Date una ducha inmediatamente después de hacer ejercicio, y asegúrate de secarte bien, ya que las bacterias se desarrollan en condiciones húmedas.
  • Ten presente lo que desencadena tu sudor. El alcohol, la comida picante y el estrés pueden desencadenar el sudor excesivo, así que trata de evitarlos o mantenerlos al mínimo.

Los antitranspirantes ayudan a controlar el sudor y el olor corporal con el uso de sulfatos de aluminio, el ingrediente activo que se disuelve con la humedad de tu piel. Este forma un gel, que de manera temporal (y segura) queda colocado sobre la glándula sudorípara y limita la cantidad de sudor que se libera. Este "tapón" provee control del olor mejorado y reduce la desagradable humedad de las axilas. Un buen antitranspirante como Degree te dejará con una sensación fresca, seca y te ayudará a sentirte seguro de ti mismo para seguir en acción.

De hecho, son productos distintos con propósitos diferentes. Saber la diferencia es clave para encontrar la protección que necesitas. Los antitranspirantes ayudan a evitar que el sudor llegue a la superficie de la piel y te protegen del olor para que te sientas fresco y seco, mientras que los desodorantes y sprays corporales controlan el olor corporal sin reducir la cantidad de sudor. Los antitranspirantes controlan el sudor y el olor corporal, primero evitando que el sudor llegue a la superficie de la piel y segundo, reduciendo las bacterias que causan el olor corporal. Los desodorantes, por otro lado, solo contienen agentes antimicrobianos para prevenir el olor corporal. 

Sí. Se ha comprobado que los antitranspirantes y desodorantes son totalmente seguros. Las fórmulas de los antitranspirantes y desodorantes, héroes a los que millones de personas acuden todos los días, son evaluadas extensamente de forma regular. Degree siempre está buscando proporcionarte la mejor protección absoluta contra el sudor. No hay investigaciones clínicas que sugieran que alguno de los ingredientes utilizados en los antitranspirantes y desodorantes sea perjudicial para la salud. Muchas personas elijen usar un desodorante natural, desodorante sin aroma o bien, desodorante sin aluminio. Como todo producto de cuidado personal, todo se trata de elegir lo mejor para ti y tu estilo de vida. 

El sulfato de aluminio es el ingrediente activo de los antitranspirantes. Es lo que hace que la fórmula sea tan eficaz para mantenerte seco. El sulfato de aluminio ayuda a evitar que la humedad producida por las glándulas sudoríparas llegue a la superficie de tu piel. Los aerosoles y roll-ons tienden a contener clorhidrato de aluminio, mientras que las presentaciones en barra y gel suelen utilizar un sulfato de aluminio llamado circonio de aluminio. Estos sulfatos ayudan a controlar de manera segura y eficaz el sudor axilar, los sudores nocturnos e incluso el sudor por nervios. Para que tú puedas enfrentar el día con confianza. Si padeces de sudoración excesiva, busca los antitranspirantes que contienen cloruro de aluminio. Este es un potente sulfato de aluminio utilizado para tratar a las personas con hiperhidrosis de leve a moderada o bien, la sudoración excesiva. El cloruro de aluminio es extremadamente eficaz para mantenerte seco, pero puede irritar la piel, lo que se puede controlar con una crema emoliente suavizante. 

Tu antitranspirante también contiene estos ingredientes clave:

  • Antimicrobianos – Incluidos para eliminar las bacterias y también detener su crecimiento, para que te mantengas libre de olor por más tiempo.
  • Fragancias – Los perfumes y las fragancias se utilizan en la mayoría de los desodorantes y antitranspirantes para ocultar el olor corporal y darte una sensación de frescura.
  • Acondicionadores de piel – Los humectantes que se usan en los antitranspirantes generalmente son glicerina o aceites vegetales, y ayudan a proteger tu piel de la sequedad.
  • Sustancias portadoras – Para que los antitranspirantes se apliquen a la piel de manera eficaz, necesitan un tipo de estructura portadora. A menudo se utiliza el agua, ya que aporta fluidez a los demás ingredientes.
  • Propulsores – Utilizados en los aerosoles para aplicar el producto a tu piel, estos propulsores generalmente son el HFC-152A, butano, isobutano y propano.

Visita el sitio con información sobre los antitranspirantes para obtener más datos acerca del sudor y los ingredientes en los antitranspirantes.

Es perfectamente seguro aplicar desodorante después de afeitar, a menos que tu piel esté escoriada o lastimada. Evita aplicar cualquier producto a la piel con escoriación, ya que puede causar irritación. 

Algunas personas sienten un poco de ardor al aplicarse desodorante después de afeitar – generalmente se trata de la fragancia o el alcohol que contiene la fórmula. Si te sucede, intenta usar un desodorante sin fragancia o sin alcohol. O bien, ¿es posible que estés preocupado por la exposición al sulfato de aluminio? No te preocupes, absorbes cantidades seguras de aluminio con tus alimentos y bebidas todos los días, así que, es muy poco probable que al aplicarte antitranspirante o desodorante después de afeitar aumentes tu ingesta general de aluminio.

No se conocen riesgos para la salud relacionados con el uso de antitranspirantes y desodorantes. Sin embargo, algunas personas presentan sensibilidad. Todos experimentamos sensibilidad en la piel de vez en cuando, y algunas personas se dan cuenta que los antitranspirantes y desodorantes pueden irritar la piel de las axilas. Esto es causado generalmente por una reacción menor a la fragancia, el alcohol o el sulfato de aluminio. Tú no tienes que tolerar la sensibilidad. Conoce y aprende sobre los productos que puedes usar. Prueba un desodorante natural, desodorante sin aroma o desodorante sin aluminio. 

En resumen, el uso del antitranspirante no evita que tu cuerpo sude toxinas nocivas. Los expertos declaran que aproximadamente el 95% de las toxinas son eliminadas del cuerpo a través del hígado y el sistema renal, y no a través del sudor. Tu cuerpo suda para controlar la temperatura, no para eliminar toxinas. En general, los antitranspirantes no afectan la manera en que tu cuerpo suda. El sudor es producido por de 2 a 5 millones de glándulas sudoríparas en todo tu cuerpo, y los antitranspirantes y desodorantes solo afectan a unas pocas de ellas en tus axilas. 

Primero lo primero. Los antitranspirantes son activados con sulfato de aluminio para ayudar a reducir el flujo del sudor, mientras que los desodorantes ocultan el olor del sudor con el uso de fragancias. Ambos son totalmente seguros, y la elección de cuál usar es tuya. ¿Sudas muy poco o casi nada? Entonces, probablemente no necesitas protección con infusión de aluminio, así que puedes usar desodorante sin aluminio. ¿Sudas en exceso todos los días? Entonces, intenta un antitranspirante fuerte. Todo se trata de elegir el desodorante o antitranspirante correcto para ti.

Elegir un desodorante natural, antitranspirante o desodorante libre de aluminio es una cuestión de preferencia personal. Los desodorantes libres de aluminio ayudan a reducir las bacterias que producen olor corporal, pero los antitranspirantes tienen el beneficio adicional de controlar el flujo de sudor para evitar la sensación de humedad axilar. 

No existe evidencia científica convincente o concluyente que sugiera que el uso de antitranspirantes aumente la probabilidad de desarrollar cáncer de mama. Esta opinión es apoyada por numerosos expertos en cáncer, organizaciones benéficas y autoridades sanitarias. Degree se toma muy en serio tu salud y la seguridad de sus productos. Para más información, lee https://www.cancer.org/cancer/cancer-causes/antiperspirants-and-breast-cancer-risk.html

En Unilever, no probamos nuestros productos en animales y cumplimos con la prohibición de pruebas con animales de la Unión Europea para cosméticos desde el 2004. También apoyamos que los llamados a las prohibiciones similares se implementen de manera mundial. 

En ocasiones, a través de nuestra gama, algunos de los ingredientes que usamos tienen que ser probados por nuestros proveedores para cumplir con los requerimientos legales y de regulación en algunos mercados, y algunos países prueban ciertos productos con animales como parte de sus regulaciones. 

Como parte de nuestro compromiso a finalizar con las pruebas en animales, tenemos cada vez más marcas que aseguran que ni sus productos, ni los ingredientes que usan, están sujetos a las pruebas en animales por los proveedores o las autoridades reguladoras. El compromiso de estas marcas a no hacer pruebas en animales está certificado por organizaciones en pro del bienestar animal.

Utilizamos una gran variedad de enfoques para evaluar la seguridad de nuestros productos para el consumidor y continuamos con el desarrollo de enfoques de última generación. Nuestro equipo de líderes con reconocimiento internacional para la ciencia de la seguridad sin pruebas en animales trabaja con autoridades reguladoras, ONGs, nuestros proveedores y otros científicos en todo el mundo para compartir estos enfoques así como promover su uso de manera más amplia y su aceptación por las autoridades. Nuestra investigación de punta tiene una finalidad precisa: continuar con el desarrollo de nuevos enfoques sin pruebas en animales que pueden garantizar que nuestros productos son seguros, sin la necesidad de hacer pruebas en animales.

Lee más acerca de la postura de Unilever y las pruebas en animales.